Cartaginés sigue dependiendo de sí mismo

El Cartaginés obtuvo su segunda victoria al hilo tras ganar 4-2 a Jicaral Sercoba en el partido que dio inicio a la jornada 18 del torneo de Clausura 2020.

Para este encuentro Hernán Medford mantuvo 10 de los 11 titulares del partido anterior. La única variante fue la incorporación del juvenil Esthuar Davila.

Los brumosos, consientes de la urgencia de puntuar ante un rival directo, fueron en busca del gol desde el minuto 1 del encuentro y rápidamente encontraron opciones ante el marco jicaraleño.

Primero; Marcel Hernández aprovechó un mal pase en la zaga rival, adelantó a los defensores y remató al marco con la mala suerte que el tiro dio en el travesaño.

Minutos después, el mismo Hernández aprovechó un gran centro, producto de un tiro libre, por parte de José Sosa y anotó el primer gol del partido no más a cinco minutos de iniciado el encuentro.

El encuentro siguió un curso favorable para el Cartaginés. Con cada minuto, se iban viendo más sólidos manejando el partido. Tanto que, al minuto 26, Jeikel Venegas anotó el segundo gol tras otro gran cobro de tiro libre por parte de José Sosa.

Lamentablemente, en esa jugada, Venegas sufrió una lesión que lo sacó del partido.

Sin embargo, cuando el partido se estaba dando a favor del Cartaginés, llegó la expulsión de Joaquín Aguirre tras una fuerte entrada a Freddy Álvarez.

En la segunda parte los brumosos, ya con uno menos, cambiaron la estrategia para sostener el partido. Se replegaron, cedieron la iniciativa al rival y buscaron mantener el peligro alejado con pelotazos a Marcel Hernández.

A pesar de la buena disposición defensiva blanquiazul, el empuje de los jicaraleños logró vencer el arco defendido por Darryl Parker. El gol de Walter Chévez al 59 avivaba el partido y ponía contra las cuerdas a un Cartaginés diezmado.

Y luego, llegó la magía…

Al minuto 65, Cristopher Núñez tomó un balón en las afueras del área, eludió con gran calidad a tres defensores y remató certeramente al arco poniendo el 3-1 en el marcador.

Una obra de arte que enfrió el ímpetu de los visitantes y daba oxigeno a un conjunto brumoso que estaba haciendo un gran despliegue físico para sostener la victoria.

Diez minutos después, un cobro magistral de tiro libre por parte Marcel Hernández liquidó el partido a pesar de que, al minuto 81 , Freddy Álvarez descontaría para poner el partido 4-2.

Con esta victoria, el Cartaginés llega a 28 puntos y sigue dependiendo de sí mismo para clasificar.

El próximo partido del Cartaginés será el domingo 31 de mayo cuando visite el Carlos Ugalde para enfrentar a la Asociación Deportiva San Carlos.