La noche que el Fello explotó

Prensa Peña Ballet Azul

Cuando Jossimar Pemberton ve la tarjeta roja en el minuto 86, se podría haber creído que el partido estaba liquidado a favor del Herediano. Sin embargo, el pundonor y el coraje de los jugadores del Cartaginés mostró una vez más que este es un equipo diferente y, en dos minutos, remontó un marcador adverso para sumar tres puntos más en sus aspiraciones a clasificar.

Ya antes del juego se esperaba un partido difícil tanto por las condiciones del clima como por la situación particular de ambos equipos. Cartaginés vio complicado su accionar en los primeros minutos ya que no tenía la bola y el Herediano atacaba incesantemente por las bandas, buscando a Jose Guillermo Ortiz.

Los goles cayeron apenas comenzaba el encuentro; primero William Quiros, al minuto 7, adelantó a los locales pero dos minutos después, al 9′, Junior Diaz emparejo el marcador y, con este empate momentaneo, ambos equipos se irían al descanso.

La segunda parte comenzó cuesta arriba para el conjunto blanquiazul. Ricardo Montero pitó una mano de Marcel Hernández dentro del área (que venía precedida de un empujón del jugador herediano). Penal para los visitantes que Jose Guillermo Ortiz convirtió.

Con la ventaja en el partido, los dirigidos por Wanchope se replegaron buscando la contra cada vez que el Cartaginés perdía la pelota.

Cartaginés no estaba generando muchas opciones en la media cancha, por este motivo Martín Arriola hizo ingresar a Christopher Nuñez, al 65′, y a Gio Clunie, al 77′, con lo cual el equipo mejoró su producción ofensiva. Justamente cuando el Cartaginés estaba en su mejor momento, Jossimar Pemberton salió expulsado.

El Cartaginés quedó con diez jugadores, perdiendo por un gol y con cuatro minutos por jugar. Parecía que el partido estaba decidido, pero la historia fue otra; al 87′ Nelson Barahona, que había entrado dos minutos antes, filtró un pase a Gio Clunie y este anotó el gol del empate. Los jugadores estaban encendidos y los aficionados en el Fello Meza también, solo faltaba una chispa para que explotara y esa chispa llegó al 89′.

Paolo Jimenez le robó el balón al defensa herediano, ganó la linea de fondo y centró rastrero hacía Marcel Hernandez. Gol. El Fello estalló. Probablemente el gol más celebrado en los últimos años.

Con esta victoria, el conjunto brumoso llegó a 25 puntos y se encuentra a cuatro puntos del tercer lugar a falta de cinco partidos para cerrar la etapa regular.

El próximo partido será el próximo domingo, al as 5:00 p.m., cuando visiten a la UCR en el Coyella Fonseca.